;

Regalar experiencia: asociaciones de intercambio generacional

Muchos jóvenes buscan el conocimiento que hemos atesorado a lo largo de la vida. Y hay un lugar para ofrecérselo. Cuando una persona joven quiere montar una empresa, iniciarse una actividad en la que no tiene referentes o establecer determinados contactos dispone de la opción de pelearse a ciegas para conseguirlo o de consultar a alguien que pueda proveerle de esa información preciosa. Solo que rara vez cuenta con ese alguien en su entorno que pueda proporcionársela.

Por otro lado, hay muchos senior que después de una vida dedicada a su profesión pasan a un merecido retiro, pero que todavía sienten que ese conocimiento acumulado puede prestar un servicio a los que toman el relevo. Lo que necesitan uso y otros es un enlace, un punto de contacto, un lugar al que ambos puedan dirigirse para encontrarse. Y esa idea es la que tienen diversas organizaciones sin ánimo de lucro dedicadas al voluntariado senior.

En la actualidad funcionan varias de ellas, aunque el principio es siempre el mismo: que adultos mayores, una vez dejadas atrás las obligaciones del mundo laboral, asesoren y apoyen a personas jóvenes para quienes esa sabiduría es altamente valiosa.

Una de las que tienen un recorrido más largo y contrastado es Secot, orientada especialmente al mundo empresarial y comercial. En otros casos, son instituciones autonómicas o municipales las que propician estos encuentros.

Entre las últimas que ha llamado nuestra atención por la variedad de perfiles que reclaman figura mYmO, un proyecto en el que puede participar todo aquel que tenga más de 50 y, especialmente, que participe de alguno de estos rasgos:

  1. Ponente, profesor, maestro, etc: para transmitir conocimiento en aquellas áreas que más nos gusten y mejor conozcamos.
  2. Facilitador de contactos.
  3. Escritor: todos aquellos con gusto por la escritura y ganas de contar sobre cualquier cosa relacionada con las tradiciones, los oficios, los valores, así como con las personas mayores y la historia de su vida.
  4. Simplemente con ganas de participar y acercarse a las charlas y actividades cuando le apetezca.

mYmO se presenta como una iniciativa para todos aquellos que no creen en la obsolescencia programada de las personas y tiene la aspiración de construir una comunidad para poner en valor el talento senior. Para seguir de cerca sus propuestas, podemos conectarnos con su facebook o canal de YouTube o ver su programa en su propia web.

Foto: Google Imágenes

 

Comentarios

Deja un comentario