;

Hasta que la muerte nos separe

Las historias de amor existen, no todo ocurre en las películas, aunque hay algunas que, verdaderamente, podrían protagonizar una preciosa historia en la gran pantalla.

Es el caso de George de 94 años y Eloise de 91, un matrimonio de Virginia (Estados Unidos) que llevan, nada menos que, 73 años casados y solo se tienen el uno al otro.

Ahora, el marido está ingresado en fase terminal en un hospital y su esposa ha pedido permiso para estar con él durante el tiempo que permanezca vivo.

La pareja comenzó a salir allá por los años 30, cuando ella tan solo tenía 13 años, desde entonces, jamás se han separado. Han vivido muchas cosas en todos estos años, unas buenas y otras malas. Tuvieron dos hijos y ambos han fallecido ya, por lo que el matrimonio solo cuenta con el apoyo el uno del otro.

Con una historia así, el hospital americano no ha podido negarse y en lugar de ponerle el típico sillón de acompañante a Eloise, le han habilitado una cama junto a la de George, de esta manera ambos puedes permanecer juntos y ella no se cansa tanto.

Sin duda, se trata de una preciosa historia de amor y aunque le esperan difíciles momentos a Eloise, siempre le quedará la paz de haber estado junto a su esposo hasta el final.

Foto: Google Imágenes

Comentarios

Deja un comentario