Se jubila Clayton, un agente de policía muy especial

Es un pastor alemán y lleva 7 años trabajando para la sección canina de la Policía Municipal de Madrid en la labor de detección preventiva de explosivos.

Después de todo este tiempo en activo al servicio de los madrileños, este compañero peludo se retira para disfrutar de unos años de paz y tranquilidad con una familia que le ha adoptado hace a penas 10 días y que pretende darle todo el amor que necesita.

En la actualidad, la Policía Municipal de la capital española cuenta con 23 perros de diferentes razas y todos ellos especializados en la detección de drogas, explosivos o rescate de personas. Unos animales que suelen estar en activo entre 5 y 9 años y que después buscan un hogar donde pasar los últimos años de su vida.

En el caso de los municipales, los perros policía jubilados se suelen reubicar entre el personal del Ayuntamiento que solicita su adopción. Para ello existen listas de espera y se selecciona entre los interesados a aquella familia que más pueda encajar con el can primando el carácter del mismo y el entorno y expectativas de sus adoptantes.

Si los animales por sí mismos suelen ser muy inteligentes, en el caso de éstos son especialmente brillantes y se entregan, como es lógico, perfectamente adiestrados. Aún así, requieren un cuidado diferente y algo más de paciencia al principio, pero en seguida se adaptan a su nueva vida, seguramente menos disciplinada que cuando eran policías.

Clayton es el tercer perro de la Policía Municipal que, tras hacerse mayor, se entrega a una familia de empleados municipales en la Comunidad de Madrid, y seguro que ahora disfrutará de la vida de una manera más relajada.

También existe la ONG ”Retired Dogs 112”, que busca dueños para perros de servicio ya jubilados con el fin de garantizar la mejor calidad de vida posible a estos ”viejitos” de cuatro patas. Así que si estás [email protected] en uno de estos excelentes perros tendrás que contactar con ellos, pero antes debes tener claro que un animal necesita tiempo, dedicación y, por supuesto, un desembolso económico para mantenerlo. Él, a cambio, llenará tu vida de alegría y recibirás una lealtad, protección y cariño que no podías ni imaginar que existía.

Foto: Google Imágenes

Comentarios

Deja un comentario